Me duele, ¿pongo frío o calor?

Cuando hay dolor lo primero que soléis preguntarnos es si poner calor o frío en la zona. A continuación os damos las tácticas para saber que hacer en cada caso.

FRÍO


  • El frío tiene un efecto vasoconstrictor, esto quiere decir que el diámetro de los vasos sanguíneos disminuye.
  • Disminuye la inflamación.
  • Indicado en dolores agudos, de 0 a 72h desde el momento de la lesión o el golpe.
  • Reduce el espasmo muscular agudo, es perfecto tras ejercicio o entrenamientos intensos.
  • Aplicarlo de 5 a 15 minutos entre 2/4 veces al día.
  • Muy importante NO aplicar directamente sobre la piel.

Lesiones frío o calor

CALOR


  • El calor, sin embargo, es vasodilatador, aumenta el diámetro de los vasos sanguíneos.
  • Favorece la circulación.
  • Disminuye tensión arterial.
  • Efecto de relajación.
  • Lesiones con una evolución superior a 72h, dolores de larga evolución (crónicos).
  • Muy utilizado en lesiones de espalda (lumbagos, dorsalgias, ciáticas..)
  • Aplicarlo de 15 a 20 minutos entre 1/3 veces al día.
  
FRÍO – DOLORES AGUDOS
CALOR – DOLORES CRÓNICOS
 

“Cuida tu cuerpo, es el único lugar que tendrás para vivir”